El Mobbing y sus consecuencias en el trabajo

¿Intervenir o no en los problemas de nuestros hijos?
25 marzo, 2018
¿Cómo influye la Inteligencia emocional en el trabajo?
25 marzo, 2018
Show all

Imagen tomada de: https://www.mediabistro.com

 

El mobbing o acoso laboral, es un tema que se maneja más a nivel educativo en cualquiera de sus niveles, pero poco se sabe que en las empresas y lugares de trabajo también se da este fenómeno.

Este tema a nivel laboral también es frecuente, solo que no se escucha con frecuencia o simplemente nos hacemos la vista gorda cuando en algún momento somos testigo de este abuso a algún compañero de trabajo.

Imagen tomada de: http://queesela.net

Pero, ¿a qué se debe este fenómeno? por llamarlo de algún modo, es una forma de maltrato laboral, principalmente psicológico o moral, que se caracteriza por un hostigamiento persistente, sistemático y continuo sobre el trabajador de diferentes formas. Sin embargo, no es necesario a veces el uso de la violencia física (aunque se han dado casos) para intimidar a la persona y hacer la vida imposible, siendo el maltrato psicológico uno de los más usados para dominarla donde incluye burlas, falsos rumores, amenazas, desprecios, exclusión y otras formas de maltrato con la intención de ganar o mantener cierto poder y status.

En el ambiente laboral, específicamente, este fenómeno se manifiesta desde los gerentes o directivos a sus empleados, y en algunos casos entre los mismos empleados sin poder hablar con alguien o manifestarlo por temor a perder el trabajo. Otros lo utilizan, para escalar posiciones, aumento de sueldo, avanzar en sus carreras; dándose este entre compañeros de trabajo del mismo nivel mediante ofensas, abusos, hostigamiento entre otros.

Imagen tomada de: https://www.vix.com

Esta situación puede ser fuente de estrés laboral que puede llegar a cronificarse y convertirse en Síndrome de Burnout donde la persona no quiere abandonar su puesto de trabajo.

Es importante conocer que el mobbing se presenta en tres niveles:

  1. Horizontal: cuando se realiza entre compañeros, es decir, quienes lo ocasionan y lo reciben están en un mismo nivel jerárquico.
  2. Vertical descendente: cuando la provocación se da entre quienes ocupan puestos de jerarquía o superioridad respecto a la víctima.
  3. Vertical ascendente: cuando la realizan quienes ocupan puestos subalternos respecto al jefe victimizado.

Entre las formas de acoso laboral clásicas, encontramos conductas como:

  • Amenazas verbales.
  • Agresiones físicas.
  • Extender falsos rumores para perjudicar a la víctima.
  • Burlarse de la víctima tanto en público como en privado.
  • Asignar a la víctima tareas humillantes, absurdas o demasiado exigentes para su capacidad.
  • Obligar a la víctima a simplemente no hacer nada.
  • Intentar aislar a la víctima del resto de compañeros.
  • Manipular a los demás para que acosen o ignoren a la víctima.

Imagen tomada de: https://www.elespectador.com/

El acoso laboral puede tener efectos negativos sobre la salud física y mental de la víctima y como consecuencias las siguientes:

  • Trastorno de Estrés Postraumático (TEPT). Mayor propensión a sufrir enfermedades psicosomáticas.
  • Mayor riesgo de padecer Síndrome de Burnout
  • Lento deterioro de la confianza en sí misma y en sus capacidades profesionales por parte de la víctima.
  • Proceso de desvaloración personal. Menor realización personal.
  • Desarrollo de la culpabilidad en la víctima (la propia familia suele cuestionarla sobre su comportamiento).
  • Creencia de haber cometido verdaderamente errores, fallos o incumplimientos.
  • Insomnio, ansiedad, estrés, irritabilidad, hipervigilancia, fatiga, cambios de personalidad, problemas de relación con la pareja, depresión.
  • Inseguridad, torpeza, indecisión, conflictos con otras personas e incluso familiares.
  • Posibilidad de conductas violentas.
  • Mayor riesgo de sufrir un accidente o cometer errores críticos en el trabajo. Bajas laborales, que el acosador suele aprovechar contra el trabajador.
  • Aislamiento social.

El acoso laboral o mobbing es uno de los principales causantes de ausentismo, baja productividad y un mal clima dentro de las empresas en las que se ubica esa problemática, quienes la ejercen tienen como objetivo que la persona abandone su puesto de trabajo, pues representa una molestia o amenaza para los intereses personales de quien lo hostiga.

 

Si eres víctima del Mobbing recuerda que en Experto-e cuentas con profesionales calificados que pueden ayudarte a superar esta situación.

 

Escrito por:

Expertoe





1 Comment

  1. Timoteo Nuez Melián dice:

    Eso me ha ocurrido a mi. 23 años de acoso y continúa…empezó en un departamento de justicia en Gran Canaria y se ha extendido a todos los ámbitos de mi vida…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *